lunes, 13 de abril de 2009

Don Quijote: letras, armas, vida, de Carlos Alvar



Queridos amigos:

El próximo miércoles, 15 de abril de 2009, a las 19.00 horas, tendrá lugar la presentación del libro Don Quijote: letras, armas, vida, de Carlos Alvar, publicado por Sial Ediciones, en la Biblioteca Histórica "Marqués de Valdecilla" de la Universidad Complutense de Madrid (C/. Noviciado, 3, 28015 Madrid. Tel.: 91 394 66 12).

Intervendrán en el acto:

José Montero Reguera, presidente de la Asociación de Cervantistas,
José Ramón Trujillo, escritor y profesor universitario,
José Manuel Lucía Megías, escritor y profesor de la UCM,
y el autor del libro.

No faltéis. Os esperamos.

Sial Ediciones
C/. Bravo Murillo, 123, 3.º Izda. - 28020 Madrid
Teléfono: 91 535 41 13 - Fax: 91 535 70 53
Correo electrónico: prensa@sialedicion.es

Carlos Alvar (Granada, 1951) es un reconocido especialista en literatura románica medieval y sus trabajos abarcan el dominio del gallego-portugués, del castellano, del provenzal, del francés y del italiano, con muy variados temas: trovadores, cantares de gesta, narraciones artúricas, historia de la traducción...
Desde 1992 dirige el Centro de Estudios Cervantinos de Alcalá de Henares, donde coordina como responsable máximo la Gran Enciclopedia Cervantina, una magna obra de la que ya han visto la luz los seis primeros volúmenes, en los que participan más de doscientos especialistas de todo el mundo.
El conocimiento de las leyendas del rey Arturo y de los primeros libros de caballerías y su interés por la historia de la traducción se unen en este libro dedicado a Cervantes y su obra.
Carlos Alvar es Presidente de la Asociación Internacional de Hispanistas y Doctor honoris causa de las Universidades de Córdoba (España) y Hebrea de Jerusalén (Israel).

Don Quijote: letras, armas, vida
Don Quijote se nos presenta como un caballero andante. Bastaría esta caracterización para que comprendiéramos de inmediato ante qué tipo de héroe nos encontramos: su modelo más próximo será Amadís de Gaula, y el remoto, Lanzarote del Lago. Ahí tenemos las claves que han de servir para una lectura literal del texto: amor y hazañas, aventuras realizadas con el pensamiento puesto en la dama amada. Los precursores de Don Quijote apenas tuvieron más preocupaciones que las derivadas de su propio quehacer heroico; sin embargo, el Ingenioso Hidalgo nos abre la puerta de su casa manchega para dejarnos ver una biblioteca, principio de no pocos de sus males, y a partir de ese momento, los libros nos acompañan de formas diversas, pero siempre están presentes: los personajes leen, están al tanto de las más recientes publicaciones, visitan una imprenta, discuten de literatura; en definitiva, viven gracias a la tradición literaria en la que están insertos, y viven de lo que han aprendido en esos libros, tendiendo de ese modo un puente con el lector, que conoce perfectamente las lecturas que sirven de sustento a la ficción. La polémica literaria adquiere, así, un papel de primordial importancia; caballeros, nobles, curas o amas, cabreros y actores, todos tienen su propio punto de vista que dialoga con el del lector. Las hazañas leídas superan, con creces, a las vividas; y apenas hay más hechos de armas que los realizados por el protagonista.
Don Quijote ha superado a sus predecesores, y Cervantes ha insertado la figura literaria en la vida cotidiana.
No sorprende que un libro acerca del héroe manchego o sobre la obra del escritor alcalaíno reciba como título las tres palabras que reflejan de forma más exacta su contenido: letras, armas, vida.
El libro que aquí tenemos reúne nueve trabajos publicados entre 2001 y 2008, varios de ellos con motivo del IV Centenario de la publicación de la Primera parte del Quijote.
[...]
La amable insistencia de mis amigos, los editores Basilio Rodríguez Cañada y José Ramón Trujillo, ha sido superior a mi resistencia, y al final han conseguido, prácticamente, arrancarme de las manos los trabajos que forman este volumen. A pesar de todo, mi gratitud hacia ellos debe quedar manifiesta por el trabajo que han realizado y por el afecto que han puesto para reunir mis páginas dispersas.
El volumen va dedicado a mis estudiantes de la Universidad de Ginebra, en Suiza: ellos son el origen de muchas de las reflexiones que dieron lugar a este libro.
Carlos Alvar

No hay comentarios: