miércoles, 2 de marzo de 2011

Presentación del libro La sonrisa de Robespierre, de Juan Van-Halen




Queridos amigos:

El lunes 7 de marzo de 2011, a las 19:00 horas, tendrá lugar la presentación del libro La sonrisa de Robespierre, de Juan Van-Halen, publicado por Sial Ediciones, en el Instituto CEU de Estudios Históricos (C/. Carrera de San Francisco, 2. 28005 Madrid. Tel.: 91 354 07 18).

Intervendrán en el acto:

Alfonso Bullón de Mendoza, catedrático de Historia y director del Instituto CEU de Estudios Históricos,
Gabriel Albiac, catedrático de Filosofía de la UCM y prologuista del libro,
Basilio Rodríguez Cañada, Editor y Presidente del PEN Club de España,
y Juan Van-Halen, autor del libro.

Os esperamos.

Sial Ediciones
C/. Bravo Murillo, 123, 3.º Izda.
28020 Madrid
Teléfono: 91 535 41 13 - Fax: 91 535 70 53
Correo electrónico: prensa@sialedicion.es
Web: http://www.sialediciones.es/


Juan Van-Halen (Torrelodones, Madrid). Ha sido director de medios informativos y corresponsal de guerra en Vietnam, Suez y Pakistán. Autor de más de cincuenta libros de poesía, ensayo literario e histórico, viajes y narrativa. Ha recibido premios en varios de estos géneros. Académico correspondiente de la Historia y de Bellas Artes de San Fernando, es académico en España de la Academia Norteamericana de la Lengua Española, y académico de honor de Corporaciones de Portugal, Méjico, Colombia, y República Dominicana. Presidente de la Asociación de Escritores y Artistas Españoles, fundada en 1871. Doctor “honoris causa” (Filosofía y Letras) por la Universidad de Alcalá.

La sonrisa de Robespierre
Juan Van-Halen va desgranando en La sonrisa de Robespierre una cotidianidad de lo político que, leída dentro de un par de decenios, no podrá parecer sino un ingenioso ejercicio de literatura del absurdo. Porque son imposibles los personajes que nos gobiernan. Porque gentes como las que pasan por estas páginas: Zapatero, Rubalcaba, Jiménez, Aído, Blanco, Pajín, Gómez…, serían excesivas en un panfleto burlesco. Porque sus medidas políticas harían el regocijo de un manicomio. Y, sin embargo, eso es lo que estamos viviendo. Como normalidad. Durante ya más de seis años y en el borde de la ruina.
Van-Halen, día a día, a lo largo de casi dos años, ha ido anotando cuidadosamente esa locura. Esa locura, cuya forma más abominable quizá sea la perfecta impunidad con la cual miente aquel que manda: la mentira –dice él, invocando a De Quincey– “considerada como una de las bellas artes”. Se requiere, para enfrentarse a ese mundo omnipresente de lo trivial y lo falsificado, no sólo la inteligencia irónica de una escritura velocísima. Se requiere una gran fortaleza de ánimo, sobre todo. Es duro tener que asomarse a la realidad política cada día y no morir de hastío ante el espectáculo de tanto necio cargado de poder. Requiere método, artesanía, paciencia. Y esa sonrisa irrenunciable ante los tiempos más oscuros, a la cual damos desde Platón el nombre de escritura.

Gabriel Albiac

No hay comentarios: